0

Marketplace Vs Comparadores en España – 2017

Alguna vez he hablado de los principales marketplace en España para exponer los productos de tu tienda online. Pero en esta ocasión me gustaría hacer un pequeño análisis entre la diferencia entre un marketplace y un comparador de precios. Eso sí, la haré desde el punto de vista de una empresa/vendedor que esté estudiando el mercado y valorando la posibilidad de exponer sus productos en cualquiera de estos dos sistemas de ventas (o los dos).

Qué es un marketplace y un comparador de precios

Empezando por el marketplace, es una plataforma donde muchos vendedores ofrecen sus productos a través de una pequeña tienda “instalada” en la misma plataforma, como por ejemplo eBay, Amazon, Rakuten y un montón más (por variedad que no sea ). El comparador de precios es una plataforma donde se exponen productos de diferentes tiendas online independientes, donde ofrece la posibilidad al cliente de comparar precios con el mismo producto de otras tiendas. Al hacer clic sobre el producto, enlaza con la ficha del producto de la tienda online en cuestión.

Por lo tanto, la diferencia a simple vista es que, mientras que en un marketplace las ventas se realizan en la misma plataforma, las webs de comparación de precios enlazan con tu web. Evidentemente si no tienes tienda online y lo que vas buscando es algo “fácil” sin duda tienes que poner tus productos a la venta en un marketplace.

Los mejor y lo peor de los marketplace

Como todo, las plataformas de venta tienen sus ventajas y sus inconvenientes. Hay que tomárselo como título informativo y ser objetivo. En el mundo del comercio se gana y se pierde. La visión tiene que ser global y la perspectiva a medio-largo plazo.

Ventajas

  • El proceso de inicio es rápido y relativamente cómodo, todo está hecho a falta de colocar los artículos a vender
  • Si no tienes tienda online (cosa que a mi parecer tendría que ser lo primero), es una buena opción
  • Tienen buen posicionamiento y gran afluencia de visitas, por lo que las probabilidades de venta son (casi) seguras
  • No son necesarios conocimientos informáticos elevados

Inconvenientes

  • Mensualidades y comisiones; todas estas plataformas ofrecen diferentes modalidades de pago que rondan entre los 40 y 100 euros mensuales. A esto hay que añadir las comisiones, muchas veces abusivas, de hasta un 15% sobre la venta del producto.
  • Limitaciones con el trato al cliente. Algunos marketplaces ponen serias limitaciones respecto al trato con el cliente para evitar realizar transacciones fuera de la plataforma (y así ahorrarse esa “curiosa” comisión), lo cual convierte la relación con los clientes, a veces, en un pequeño Guantánamo.
  • Normas abusivas. En la gran mayoría de marketplaces, el vendedor no importa, importa el comprador. Para ser sinceros, a ningún gigante le importa si tu pierdes o ganas dinero con algunas transacciones, lo que importa es tener al cliente contento, por lo que te verás en más de una situación complicada en la que vas a ver como tienes que acarrear con pérdidas injustas.

Lo mejor y lo peor de un comparador de precios

Los comparadores de precios pueden ser una buena forma de publicitar tu tienda online, es decir, se abre un abanico de posibilidades interesantes respecto a la opción anterior.

Ventajas

  • Más visitas en tu web. Tus productos serán vistos por más público, sin necesidad de entrar en tu web en primera instancia.
  • Consolidación de tu marca. Aumenta la visibilidad de tus productos y de tu marca.
  • Enlaces externos. Aumentan los enlaces externos hacia tu web, siempre ayuda.

Inconvenientes

  • Coste por clic a veces abusivo. Afortunadamente en prácticamente todos los comparadores, puedes establecer pujas o limitaciones de presupuesto.
  • Proceso de actualización de precios e imágenes a veces complejo. Si tienes una tienda online con muchos artículos, y la actualización de los artículo tienes que hacerla por archivos xml o similares, te llevará algo más de tiempo.

 

¿Con cual te quedas, marketplace o comparador?

Mi consejo es que, con control, tienes que probar de todo un poco. Todo dependerá del tipo de comercio, y del número de artículos a poner en venta. Según comercios puede funcionar una cosa mejor que otra, pero si tienes pensado vender online y no sabes cómo empezar, los pasos que aconsejo seguir son:

  1. Montar tu tienda online. Evidentemente aconsejo utilizar prestashop por todas las razones que he escrito en mi blog.
  2. Aumentar las visitas y visibilidad de tu web con un comparador de precios
  3. Exponer tus productos en algún marketplace

Hay que tener en cuenta que, dependiendo del tipo de comercio, la venta en un marketplace solo suponga una ayuda a la venta, por lo que tampoco esperes una gran fuente de ingresos, ya que existe en algunos casos una competencia brutal y unos márgenes de beneficio muy pequeños.

Lo que hay que tener claro es que el mundo del comercio electrónico no es fácil. Tu tienda y tus productos están expuestos al mundo entero, compitiendo con otros comercios. No será fácil, pero no quiero desanimarte, ¡¡¡es apasionante!!!

Cristian Ballesteros

Apasionado de la informática, de la política, del deporte y vida sana. Independiente, emprendedor, incansable, constante, ilusionador, ilusionado… Coordino la web latiendadeelectricidad.com

Deja un comentario